Skip to main content
<-div class="row">

Cómo mantener una correcta hidratación en tus excursiones en bicicleta.

Cómo mantener una correcta hidratación en tus excursiones en bicicleta.

  

Carlos Gómez - 17 de junio de 2021 - #NaturalDrinkers

Con el verano a la vuelta de la esquina, aumentan las ganas de organizar una excursión en bicicleta. Y es que salir a hacer deporte para descubrir nuevas rutas es un plan perfecto, pero hemos de tener en cuenta algunas recomendaciones para que la excursión sea perfecta y que todo vaya sobre ruedas.

Si ya es importante mantener una hidratación adecuada en la preparación y práctica de cualquier deporte, en aquéllos donde el ejercicio se puede prolongar durante varias horas este hábito pasa a ser un elemento fundamental. Es el caso de la bicicleta, con lo cual, vamos a tener que prestar especial atención a la ingesta de agua para prevenir ya no solo el gasto hídrico que supone la actividad física, sino también la posible deshidratación provocada por el calor de estos meses del año.

Así que, como buen #NaturalDrinker, no te olvides de llevar siempre contigo una botella de Agua Mineral Natural y de seguir las siguientes recomendaciones.

Una excursión en bicicleta perfecta

Para que tu salida en bicicleta sea una experiencia absolutamente positiva es importante no descuidar la hidratación antes, durante y después del ejercicio.

Antes

La hidratación para salir en bicicleta comienza el día de antes. Antes de acostarse, es aconsejable tomar un vaso o dos de Agua Mineral Natural (300ml – 400ml). Esto nos ayuda a hidratar el organismo y a regular la temperatura corporal.

En la misma mañana, antes de empezar la ruta con la bicicleta, hay que seguir con el proceso, y tomar 200-300 ml, así conseguiremos preparar al cuerpo para el esfuerzo.

Durante

Durante la excursión es importante cargar con una o dos botellas de Agua Mineral Natural y beber de manera frecuente cada 15 o 20 minutos sorbos con una cantidad aproximada de 180 mililitros. Distribuir los sorbos de manera dosificada por tiempo y cantidad te ayudará a mantener tu nivel de hidratación, a nivelar el comportamiento del organismo y a estabilizar los niveles de termorregulación. No esperes a tener sed para beber Agua Mineral Natural.

Después

Ya has acabado tu sesión de bicicleta. ¿Es momento de dejar de beber Agua Mineral Natural? ¡No! Después de realizar ejercicio, no te confíes y acompaña el descanso con una rehidratación para recuperar los líquidos perdidos y permitir que los músculos asimilen el esfuerzo y descansen. Bebe al menos un litro a pequeños sorbos, durante la hora y media posterior. El deporte es salud, bienestar e hidratación.

La recuperación es muy importante para que el cuerpo se sienta bien. El agua, lo hemos visto en otros artículos, actúa como lubricante, mantiene la salud celular y facilita la distribución de nutrientes, entre otras…

Llegados a este punto, no dejes que te gane el cansancio, habitúate a beber Agua Mineral Natural y cuida tu cuerpo disfrutando de las excursiones en bicicleta este verano. ¡El verano es tuyo, #NaturalDrinker!